Skip to main content.

Buena parte del fondo destinado al cuidado de la salud de las personas sin cobertura del Condado Fresno no se utiliza

Craig Kohlruss, The Fresno Bee
Reyna Villalobos, director of programs and population health at Clinica Sierra Vista in Fresno, speaks about the funds available in Fresno County to cover specialty care services for the undocumented. (Craig Kohlruss, The Fresno Bee)
Asequibilidad
USC Center for Health Journalism Collaborative
May 30, 2019

En 2015, los defensores de los inmigrantes aplaudieron la audaz decisión tomada por el liderazgo del Condado Fresno de asignar 5,600,000 dólares para los cuidados médicos especiales de miles de residentes pobre e indocumentados que no contaban con seguro de salud, esperando que dicho dinero se gastara en un período de tres años.

Sin embargo, cuatro años más tarde, este polémico programa, denominado por un opositor como un “experimento social”, ha gastado menos de 1,000,000 dólares del dinero asignado, al tiempo que una cantidad muy inferior a lo esperado de residentes ha completado el proceso de solicitud. Mientras tanto, aquellos que completaron el proceso se enfrentan a largos períodos de espera para recibir cuidados debido a la falta de proveedores.

Las autoridades y los activistas de la salud han mencionado una variedad de aspectos que podrían explicar por qué esta medida no ha funcionado como se esperaba, entre ellas: un proceso de solicitud complejo, difusión insuficiente en la comunidad inmigrantes y creciente temor en los programas de gobiernos debido a las severas medidas de la administración Trump contra los residentes indocumentados.

En el clima político reinante, la Clínica Sierra Vista de Fresno tiene “dificultades para que los pacientes visiten las clínicas”, señala Cassandra Martínez que trabaja en esta clínica de salud, la que remite pacientes al programa de cuidados especiales del condado.

“El temor es claro pero también está presente el deseo de ayudar, solo se trata de cómo hacerlo", dijo.

En abril de 2015, los supervisores del Condado Fresno votaron liberar fondos destinados a servicios de cuidados especiales, como tratamientos para el cáncer, operaciones de cálculos biliares y fracturas, al postergar el reembolso al estado por los fondos viales recaudados. Pero la puesta en funcionamiento fue lenta y el gasto del programa ha decaído en los últimos años.

El condado gastó casi 440,000 dólares en servicios durante el año fiscal 2016-17, pero este monto disminuyó a 273,227 dólares en el año fiscal 2017-18. A la fecha del 29 de abril, se han gastado tan solo 110,495 dólares en el año fiscal que comenzó en julio. En total, el condado gastó 847,738 dólares de los 5,600,000 dólares en un plazo de cuatro años, según el análisis de USC Center for Health Journalism News Collaborative.

David Pomaville, director del Departamento de Salud Pública del Condado Fresno, señaló que no podía sacar conclusiones de los datos de gatos, pero agregó que considera que "las personas sienten más temor de divulgar información debido a los controles migratorios más severos”.

Los defensores de los inmigrantes afirman que el miedo no es el único motivo por el cual los residentes no solicitan los servicios. Desde el comienzo, el complicado proceso de solicitud ha causado una cantidad limitad de inscripciones, afirman.

Para lograr ser remitido al programa de cuidados especiales bajo este fondo, un paciente tiene que haber realizado al menos una consulta a un proveedor de cuidados médicos primarios en el último año en un centro calificado a nivel federal.

Además, el paciente debe completar la solicitud de Medi-Cal, el programa de seguro de salud federal-estatal para residentes de bajos ingresos.  El formulario de solicitud consta de varias páginas y debe firmarse por el médico, el paciente y el proveedor, señala Miguel Rodríguez, jefe de operaciones de United Health Centers, uno de los tres socios principales del condado.

“El proceso en sí mismo exige realizar un control completo que determine que el paciente no tiene otro tipo de seguro de salud. ... Eso genera retrasos por embotellamiento”, afirma. “Son muchos los pasos que hay que dar y superar para lograr inscribir a alguien en el programa”.

En 2016, el condado calculó que aproximadamente entre 4,000 y 5,000 residentes indocumentados podían solicitar cuidados especiales al año. En aquel momento, los defensores señalaron que el condado había creado intencionalmente un proceso de solicitud complejo para restringir la participación.

Sin embargo, Pomaville señaló que el proceso de solicitud del condado había sido diseñado "para asegurarse de identificar cualquier fuente de pago posible antes de recurrir a los fondos del condado".

Reconoció las inquietudes planteadas por los defensores, los que ponían en duda la capacidad del condado para pagar por todos los residentes que cumplieran los requisitos para recibir los servicios. “Claramente era una preocupación”, dijo. “Siempre que lidiamos con un programa de cuidado de la salud... tenemos que saber y entender cuáles van a ser los costos”.

Conforme a este programa, los proveedores de cuidados especiales reciben el mismo pago que bajo Medi-Cal. Las bajas tasas de reembolso “realmente reducen considerablemente la cantidad de proveedores que aceptan (pacientes)”, señaló Rodríguez de United Health Centers.

Y existen largos períodos de espera para lograr ver a los especialistas que participan en el programa.

“Podemos inscribir pacientes en el programa, pero igual tendrán una larga espera”, agregó Rodríguez.

En un caso reciente, un paciente sufrió un ataque al corazón mientras esperaba obtener una cita para ver al cardiólogo, señaló Reyna Villalobos, directora de programas y salud de la población de la Clínica Sierra Vista. El paciente logró sobrevivir.

“Si lleva todo un año poder consultar con un especialista, eso no es nada bueno para el paciente”.

Los pacientes que son remitidos y aprobados para recibir servicios especiales deben acudir al Centro Médico Regional Comunitario de Fresno.

Los procedimientos con frecuencia tienen un período de espera de varios meses, aunque el promedio de la espera depende del tipo de cuidados especiales que necesita el paciente, señalan personas vinculadas al programa. 

A la fecha del 29 de abril, un total de 1,344 remisiones fueron aprobadas mientras que otras 184 fueron denegadas, según datos analizados por Center for Health Journalism Collaborative. La porción más grande de remisiones --32%-- fueron para servicios de radiología, seguidos por 14% para gastroenterología, 13% para cardiología y 10% para cirugía ambulatoria. 

También se realizaron pedidos de servicios especiales de oncología, neurología, neumología, ginecología y urología. 

El Condado Fresno desea contar con una solución permanente para cubrir estos tipos de servicios médicos para los indocumentados, pero dicha solución debe provenir del estado, señaló Pomaville. “Esta es una medida para detener el avance de la brecha e intentar que las personas tengan acceso a la atención”, afirmó.

El condado podría reducir el período de espera si reclutara a otros hospitales e incluso proveedores privados, agregó Villalobos. Pomaville señaló que era algo improbable, ya que no cree que el condado modifique el programa ya que se requiere de una solución a nivel estatal. 

Es fundamental informar a las personas de que estos servicios están disponibles ahora, señaló Villalobos. El condado podría promocionar mejor el programa a través de la coordinación con iglesias, y también podría organizar campañas de difusión en ferias de la salud, mercados de canje y otros eventos de la comunidad. 

“La salud puede cambiar en un segundo, y si la espera para recibir cuidados se prolonga, las cosas pueden empeorar”.

 

CÓMO OBTENER AYUDA:

QUÉ ES: Son servicios de cuidados especiales para residentes sin cobertura que no cumplen con los requisitos para recibir el plan total de Medi-Cal.

QUIÉN CUMPLE CON LOS REQUISITOS: Residentes de Fresno, sin importar su situación migratoria.

A DÓNDE DIRIGIRSE: Visite cualquier centro calificado a nivel federal, como la Clínica Sierra Vista, United Health Centers y Valley Health Team.

MÁS INFORMACIÓN: Llame al Departamento de Salud Pública del Condado Fresno al (559) 600-3200 o visite  https://www.co.fresno.ca.us/home/showdocument?id=20713 

 Follow the USC Center for Health Journalism Collaborative series "Uncovered California" here.

About This Series

Este proyecto es resultado de un innovador emprendimiento periodístico —The USC Center for Health Journalism Collaborative— que incluye una variedad de medios informativos de todo el estado de California dedicados a presentar informes conjuntos sobre las personas sin seguro médico que residen en el estado. Entre los medios informativos se incluyen los periódicos de Gannett Co., McClatchy Corp., La Opinión y Southern California News Group, así como también las emisoras Capital Public Radio y Univisión.

More stories on Asequibilidad

Topics in this Series

  • Asequibilidad
  • Acceso a los cuidados
  • Ampliación de la cobertura
  • Personas indocumentadas y sin Seguro
  • Soluciones legislativas