Skip to main content.

Conozca los derechos de su inquilino

Fellowship Story Showcase

Conozca los derechos de su inquilino

Picture of Kaitlin Cimini
En el lado este de Salinas, las familias arman una tienda para fiestas los fines de semana.
(Foto: Afuera del hogar de Resi Salvador en la zona norte de la ciudad.)
El Sol
Saturday, January 18, 2020

Una vivienda digna puede fortalecer a la comunidad, fomentar la creatividad y el espacio para que los niños jueguen y crezcan con libertad. En Salinas, el concepto de “hogar” se ve amenazado por la sobrepoblación, las condiciones de vida insalubres y una falta de vivienda asequible.  

El informe de Estado de la Vivienda de la Nación 2016 de Harvard catalogó a Salinas como el quinto lugar más costoso para vivir en Estados Unidos. Defensores de los trabajadores agrícolas del Valle de Salinas dicen que esta comunidad de bajos ingresos sufre la peor parte.

Los inquilinos son responsables de reparar cualquier cosa que dañen, mientras tanto los arrendadores deben mantener un ambiente habitable.

¿Quién tiene derechos como inquilino?

Todos los inquilinos tienen ciertos derechos, incluso si no son ciudadanos estadounidenses. La Ley de Derechos Civiles Unruh y la Ley de Vivienda Justa de 1968 protegen contra la discriminación en la vivienda, independientemente de su:

  • sexo o género
  • orientación sexual
  • raza u origen étnico
  • discapacidad
  • ingresos
  • ciudadanía o estatus migratorio
  • lengua materna 
  • y más

Condiciones de vivienda habitable

Las condiciones insalubres o inhabitables pueden ser malas para la salud mental y física. Por ley, los arrendadores de las viviendas deben mantenerlas de acuerdo con ciertos estándares.

Como inquilino, existen regulaciones gubernamentales que protegen sus derechos.

Unos cuantos ejemplos de lo que las casas o departamentos deben tener:

  • Una tina o ducha que funcione
  • Agua corriente caliente y fría
  • Calefacción adecuada
  • Luz natural (ventanas) 
  • Ventanas y puertas que no estén rotas
  • Iluminación eléctrica
  • Las habitaciones deben estar libres de moho, basura, infestación de insectos, plagas o roedores
  • Pisos y escaleras resistentes

¿Qué puede hacer si vive en condiciones inhabitables?

Documente los problemas y escríbale a su arrendador para pedirle que realice las reparaciones necesarias. Conserve para usted una copia del mensaje de correo electrónico, carta o mensajes de texto, y fírmelos escribiendo la fecha, si corresponde. 

Si su arrendador realiza las reparaciones, escríbale para agradecerle. Guarde también una copia para que quede en su registro.

Si no se realizan las reparaciones en un mes, pídaselo nuevamente. Tome fotos de todos los problemas y conserve copias. Busque asesoramiento jurídico de un abogado o grupo de defensa para determinar si existen otros recursos disponibles, comentó Phyllis Katz, abogada en Asistencia Legal Rural de California (California Rural Legal Assistance).

También puede llamar a su agencia encargada de la observancia del código local a través del sitio web del gobierno de su municipio o condado. Ellos inspeccionarán la vivienda y le escribirán una carta al arrendador, informándole sobre lo que necesitan que se repare o reemplace. 

Los agentes encargados de inspeccionar la observancia del código no indagan sobre el estatus migratorio de los residentes. 

La Ley de Protección del Inquilino de 2019

Gracias a la Ley de Protección del Inquilino de 2019 algunos inquilinos cuentan también con una nueva serie de derechos. 

Estas protecciones aplican si usted:

  • renta un departamento que tiene 16 años o más de antigüedad, o bien
  • renta un condominio o vivienda unifamiliar propiedad de una corporación.

Estas leyes entran en vigor el 1 de enero de 2020, exigen que los arrendadores demuestren que existe una causa justificada para desalojar a los inquilinos y ponen un límite de 5 % (más la inflación y el costo de vida) a los aumentos anuales de la renta.

Eso significa que usted solo puede ser desalojado si:  

  • el propietario ya no desea arrendar la vivienda
  • el propietario quiere mudarse a la vivienda
  • el propietario planea realizar renovaciones sustanciales a la vivienda que no pueden llevarse a cabo con el inquilino dentro
  • la vivienda no está en condiciones habitables
  • el inquilino incumplió con el contrato de arrendamiento y no hizo el intento de resolver el incumplimiento

A partir del 1 de enero, los arrendadores tienen la obligación de notificar a los inquilinos sobre ciertos incumplimientos a su contrato de arrendamiento y darles la oportunidad de remediarlos antes de proceder con el desalojo.

Si el propietario rescinde el contrato de un inquilino mediante una “rescisión justificada y sin motivos de incumplimiento” de acuerdo con los criterios mencionados anteriormente, el propietario tendrá la obligación de pagar a los inquilinos el costo de un mes de renta o renunciar por escrito al pago final de renta antes de su vencimiento. 

Si el arrendador no sigue este procedimiento, entonces el aviso de terminación del arrendamiento será nulo y el inquilino podrá permanecer libremente en la vivienda y seguir pagando su renta.

Si usted califica para recibir los beneficios de la Ley de Protección del Inquilino de 2019 y el precio de su renta aumentó recientemente, podría además tomar un respiro, ya que, a partir del 1 de enero de 2020, el arrendador deberá reducir la renta al precio que tenía en marzo de 2019 (más el aumento de la inflación y el costo de vida para esa zona).

Otros recursos:

Este trabajo se realizó como parte de la colaboración con CatchLight, organización de narrativa visual sin fines de lucro del Área de la Bahía, presentando el trabajo de Sebastián Hidalgo, becario de fotografía de CatchLight. Kate Cimini reportó esta historia con el apoyo del Fondo de Impacto 2019, un programa del Centro de Periodismo en Salud Annenberg de USC. Cimini es una periodista multimedia de The Californian. ¿Tiene algún dato que compartir? Llámela al (831) 776-5137 o envíe un mensaje de correo electrónico a kcimini@thecalifornian.com. Suscríbase para apoyar al periodismo local.

[This article was originally published by El Sol.]